19 de mayo, Día Mundial de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal

wibd_day_logo_cmyk_noyear

La Enfermedad Inflamatoria Intestinal -EII- se define como un grupo de trastornos inflamatorios crónicos de causa desconocida que afectan al aparato gastrointestinal y que engloba dos enfermedades: la Enfermedad de Crohn y la Colitis Ulcerosa.

Se caracteriza por la aparición de una inflamación repetitiva del intestino delgado y/o grueso, lo que puede producir diferentes manifestaciones clínicas, tales como el dolor abdominal, la diarrea o la emisión de sangre con las heces.

Para el doctor Guillermo Veitia, Gastroenterólogo del Servicio de Gastroenterología del Hospital Vargas de Caracas, es una enfermedad intestinal crónica y recurrente que cursa con períodos de mejorías y recaídas, que puede ocasionar serias complicaciones en el paciente y comprometer de una manera importante la calidad de vida de quienes lo padecen. La Enfermedad Inflamatoria Intestinal engloba dos enfermedades: La Enfermedad de Crohn, que es una enfermedad inflamatoria que puede afectar a cualquier porción del tubo digestivo, desde la boca hasta el ano, siendo más frecuentemente a mujeres entre 20-40 años y La Colitis Ulcerosa que afecta la mucosa del intestino grueso o colon de forma difusa y continua, no influye a otros tramos del aparato gastrointestinal. La Colitis Ulcerosa afecta tanto a varones como mujeres, con mayor frecuencia entre los 15 y 30 años de edad. La incidencia general en todo el mundo de la colitis ulcerosa es de 5 a 18 pacientes por 100.000 habitantes/año, mientras que el porcentaje para la enfermedad de Crohn es de 1 a 10 pacientes por 100.000 habitantes/año.

Raúl Arocha, internista y gastroenterólogo, afirma que el intestino y las bacterias juegan un rol importante en esta enfermedad porque ocurren cambios estructurales a nivel de las paredes del intestino, lo cual hace que el paciente no tenga una buena respuesta al tratamiento médico, recurriendo al tratamiento quirúrgico, es una enfermedad que no tiene cura, al igual que la hipertensión y la diabetes, sólo se pueden controlar.

“Se están viendo casos que nos lleva a las alarmas, porque si en consulta no se ve claramente, es difícil diagnosticar el problema. Lo que se come o hasta el cambio climático afecta al paciente. Pueden vivir con una aceptable calidad de vida, pero su incidencia ha aumentado en el mundo de una manera increíble”.

Afirma que se puede ver un caso nuevo cada tres semanas, por lo que se creó el grupo Venezolano de Gastroenterólogos que manejan la Inflamación Intestinal, con el que se han realizado diversos Congresos a nivel nacional, se crearon fundaciones, la primera fue fundada en Lara. Es una alarma que está encendida en toda Venezuela desde hace 8 años aproximadamente.

Es importante mantener a los pacientes informados de la enfermedad, que sus familiares la conozcan. “Los equipos que estamos usando para el diagnóstico son más avanzados, logrando así diagnósticos más precoces de igual forma que el tratamiento. Las 2/3 partes de los pacientes no han sido diagnosticados, lo cual es grave, muchos reciben tratamiento parasitario por mucho tiempo y de esta manera la enfermedad sigue progresando”, finaliza el gastroenterólogo.

Aunque no se ha definido la causa específica de la patología, en todas las fases de tratamiento es indispensable una alimentación que restituya las carencias nutricionales que se puedan presentar. Esto ayuda al manejo y pronóstico de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal, evitando otras complicaciones como la osteoporosis y la osteopenia, que pueden afectar hasta el 40% de los pacientes.

Dado que se trata de una enfermedad crónica, requiere un tratamiento prolongado y a veces permanente. Las terapias actuales tratan de evitar el uso innecesario de esteroides, por las consecuencias adversas que a futuro estos acarrean al paciente como la dependencia a ellos.

scoph

Este comité es el encargado de aproximar estudiantes de medicina del mundo entero para aprender, construir habilidades, cooperar, y desarrollar ideas y proyectos en pro del mejoramiento de la calidad de vida de las comunidades. Los estudiantes pertenecientes al SCOPH se enfocan principalmente en la prevención de enfermedades, la promoción de la salud, la creación de conciencia de los problemas sanitarios, y el resguardo y ejecución de nuevas políticas sanitarias, en colaboración con diversas instituciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *